El día en que Pancho Villa invadió Estados Unidos

michoacantrespuntocero.com
9 marzo, 2015

“América Latina invade los Estados Unidos. Llueve hacia arriba. La gallina muerde al zorro y la liebre fusila al cazador. Por primera y única vez en la historia, soldados mexicanos invaden los Estados Unidos”.

Eduardo Galeano.
pancho villa

Pável Uliánov Guzmán / @PavelUlianov

El 9 de marzo se conmemora la  única invasión armada latinoamericana a Estados Unidos en toda su historia. Fue liderada por el “Centauro del Norte” Pancho Villa (José Doroteo Arango Arámbula) durante el año de 1916 bajo el contexto de la Revolución Mexicana, la ofensiva marchó en contra del pueblo fronterizo de Columbus, población fundada en 1891, con un censo de 700 habitantes (1915),  ubicada a 45 km al sur de Deming, en el condado de Luna, Nuevo México.

Desde enero de 1916 Pancho Villa propone a Emiliano Zapata invadir Estados Unidos escribiéndole en una carta “Hemos decidido no quemar un cartucho más con los mexicanos y prepararnos y organizarnos debidamente para atacar a los americanos en sus propias madrigueras”,  sin embargo, en perspectiva histórica, parece que Zapata jamás llegó a leer la misiva, empero Villa continuaría con sus planes y dos meses después atacaría Estados Unidos.

(Fuente: Nosotros los Hombres Ignorantes que Hacemos la Guerra/Armando Ruiz).

El pueblo de Columbus fundamentalmente se trataba de un campamento militar fronterizo con 532 soldados y 21 oficiales del 13° batallón de caballería en torno al cual había crecido la localidad. La Tropa mexicana que ingresó a Estados Unidos estaba formada por una columna principal de 419 hombres, más los 105 Dorados (escolta de Villa) y  los 65 jefes  del  Estado Mayor, en total 589 hombres; sin embargo, ni el Estado Mayor ni los Dorados intervinieron en el combate, la orden era que sólo lo hicieran en “situaciones muy apuradas”. En contraste, las cifras fueron exageradas  por la prensa de la época e informes oficiales señalando hasta 3000 hombres Villistas  en  combate.

(Pancho Villa: Una Biografía Narrativa/Paco Ignacio Taibo II).

El objetivo general de la incursión era “vengar la traición del gobierno norteamericano” encabezado por Woodrow Wilson, esto por haber reconocido al gobierno de facto de Carranza y marginar a Villistas y Zapatistas, por permitir el paso libre de tropas oficiales mexicanas por Estados Unidos para atacar a Villistas por la espalda y por haber decretado la prohibición de  venta de armas de fuego a fuerzas contrarias a Carranza

(Visión Histórica de la Frontera Norte de México)

Los objetivos particulares eran  más específicos:

a) atacar la estación del ferrocarril, el telégrafo y el teléfono a cargo de Pablo López;

b) el asalto al banco del pueblo por José Manuel Castro;

c) el ataque al campamento militar comisionado a Fráncisco Beltrán;

d) el ataque a los hoteles Commercial y Hoover por Ernesto Ríos; y

e) la detención de Sam Ravel (emigrante judío lituano que vendió miles de cartuchos inservibles).

A las 4:25 de la madrugada se inicia el combate a los gritos de “¡Viva Villa!” “¡Viva México!” y “¡Yanquis jijos de la chingada!”.

El asalto tomó por sorpresa a los defensores y habitantes del pueblo; el combate duró casi tres horas y los Villistas se replegaron a las 7:15. El saldo final fue 73 Villistas muertos en combate y 7 prisioneros que posteriormente fueron ejecutados. En contraparte murieron 17 militares estadounidenses y 10 civiles, subsiguientemente 12 gringos fueron hechos prisioneros en el contraataque norteamericano al ingresar a México tras los villistas. El pueblo fue quemado y terminó en ruinas.

En el mismo año continuaron los ataques Villistas a Estados Unidos:

  • el 7 de Mayo una partida de 200 hombres al mando de Plácido Villanueva saqueó el Rancho Deemer ubicado en las cercanías de Ojinagan, Chihuahua, y
  • el 17 de junio otra partida Villista ataco San Benito en Texas e incendió la población.

Estas acciones junto con la incursión en Columbus, presionaron al gobierno estadounidense a instituir un ejército de 10,000 soldados que intervinieron nuestro país  en busca de Villa mediante la Expedición Punitiva (14/mar/1916 – 7/feb/1917).

Durante once meses buscaron inútilmente, pese a los sobornos ofrecidos o  la nueva tecnología que recién se probaba en el campo militar (vehículos motorizados, camiones blindados, aviones, motos, dirigibles, etc.) nunca lograron capturar ni castigar a Villa

(Pancho Villa: Revolución intervenida, invasión punitiva/Carlos Vigueras).

El futuro presidente estadounidense Dwigth Einsenhower y el famoso general de  la primera guerra Mundial George Patton eran tenientes de la comitiva  y fueron humillados una vez más por Villa al no poder siquiera localizarlo

“Pancho Villa contempla y comenta: -Vinieron como águilas y se van como gallinas mojadas” (Memoria del Fuego/Eduardo Galeano).

 A la postre Villa sólo pudo ser vencido a traición,  pero su ejemplo aún es símbolo de lucha popular y defensa legítima del  pueblo mexicano. Su nombre sigue causado aversión y  temor a derechistas y a las clases acomodadas del país.

MAS SOBRE PANCHO VILLA:

Asi era Pancho Villa revolucion

Pancho Villa Centauro Del Norte: En referencia a su filiación física y don de caballista de Pancho Villa, el departamento de inteligencia militar de Estados Unidos emitió durante la Revolución Mexicana el reporte confidencial siguiente: Pesa alrededor de 77 kilos, mide 178 centímetros de estatura, esta bien desarrollado y es musculoso; tiene la mandíbula inferior fuerte y los dientes muy manchados, bigote moderadamente tupido, pelo negro crespo y rizado, es un jinete notable, se sienta en el caballo con la facilidad y gracias de un vaquero, cabalga erguido y con las piernas tiesas, al estilo mexicano y solo usa silla mexicana.

Adora a su caballo, es muy considerado con el, probablemente debido a que los caballos lo han ayudado tantas veces a escapar de situaciones difíciles menudo ha cabalgado más de cien millas en 24 horas por los mas arduos senderos de montaña.

Es incansable a caballo y presume que generalmente se encuentra al amanecer más lejos de los que sus perseguidores calculan.

Viste con sencillez y no tiene el deseo latino de lujo espectacular y nunca es tan feliz como cuando ejecuta acrobacias ecuestres o asiste las peleas de gallos una de sus diversiones preferidas.

El escritor y periodista chihuahuense Silvestre Terrazas comento:“Villa tenía fama de ser uno de los mejores tiradores de México. Para Villa era más necesaria la pistola que comer y dormir. Era un complemento de su persona, indispensable dondequiera que anduviese, aun en plenas reuniones sociales y puede decirse que fueron contadísimas ocasiones en que no la llevara al cinto o la tuviera al alcance de su mano.

Villa no bebía (bebidas alcohólicas).

taringa.net

sabias que


mexicana

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s